Gestión de crisis: respuesta rápida en caso de emergencia

Los medios de comunicación son imprevisibles y nadie es inmune a una crisis de relaciones públicas. Le alertamos sobre la cobertura negativa de su marca u organización online, en la prensa, en la televisión y en las redes sociales.

A la hora de abordar una crisis, esa monitorización en tiempo real permite a las marcas e instituciones realizar un seguimiento de los problemas que podrían afectar a sus negocios o reputación. De este modo, pueden basar sus respuestas en el mejor entendimiento disponible de lo que se esté diciendo.

Análisis inteligente

Nuestros analistas pueden ayudarte a fundamentar las respuestas con información práctica sobre cómo ha surgido un problema en los medios de comunicación.  Esta información puede incluir lo que se ha dicho en los medios, quién se ha hecho eco de la noticia y quién la está difundiendo.  Podemos identificar dónde se encuentran las principales críticas y dónde el apoyo.

Todo esto se presenta de manera clara, combinando canales tradicionales y medios sociales, por lo que es fácil entender lo que está sucediendo en cualquier punto.

Este análisis puede basarse en información local e internacional.  Podemos evaluar a escala local e internacional cómo se ha desarrollado un problema gracias al uso de unas métricas coherentes,  que podemos gestionar desde nuestros centros de atención al cliente en lugares estratégicos de todo el mundo.

Recuperación

Por experiencia, sabemos que, incluso cuando se ha superado una crisis, vale la pena vigilar qué está ocurriendo para detectar cualquier comentario negativo. Una vez que la crisis ha pasado, podemos rastrear y analizar la reputación actual de la marca para ver cómo se está recuperando.